lunes, 2 de junio de 2008

Domesticar

- Sólo se conocen las cosas que se domestican -dijo el zorro-. Los hombres ya no tienen tiempo de conocer nada. Compran cosas hechas a los mercaderes. Pero como no existen mercaderes de amigos, los hombres ya no tienen amigos. Si quieres un amigo, ¡domestícame!

- ¡Ah! -dijo el zorro-. Voy a llorar.
- Tuya es la culpa -dijo el principito-. No deseaba hacerte mal pero quisiste que te domesticara...
- Sí -dijo el zorro.
- ¡Pero vas a llorar! - dijo el principito.
- Sí
- Entonces no ganas nada.
- Gano -dijo el zorro-, por el color del trigo.



7 comentarios:

Extraterrestra dijo...

Que sería de la vida sin el principito?
Este libro tenia que ser la biblia en todo el mundo xD

Irrelevante dijo...

- Sólo se conocen las cosas que se hermeneutizan - dijo el zorro - Conocemos el mundo a través de la interpretación.

Te juro que me ha venido eso a la cabeza, estoy enfermo! XD

besooos

Postal dijo...

Como una puñetera cabra xD

Pero como casi todos, a fin de cuentas. :P

Un beso.

Pepe Muñoz dijo...

qué grande el principio :P

y qué grande el zorro :P

bss

Irrelevante dijo...

m as enganxado a 'como un fan'! no puedo dejar d escuxarlaaaaaaa

Haakjvork dijo...

¿Esto es del Principito? Vale, no me acuerdo de nada del libro.

Si me contratan, de las primeras cosas que compraré en la Fnac. Si es barato la primera. Qué duro es pensar en comprar todo el rato.

Haakjvork dijo...

Hay que saber como interpretar las cosas.

Wow, wow. Es parte de la Belleza, de mi Quo Sumus, de los sueños, de las piezas que encajan del puzzle universal.